"La ropa de Montepicaza tiene un estilo casual, urbano y elegante"

Elisa Pérez Ross es una cara muy conocida en Don Benito, al regentar desde hace ya más de una década la tienda Montepicaza en la calle José María Álvarez. Un establecimiento que, por cierto, recientemente ha recibido el galardón por parte de la Apyme como mejor establecimiento comercial del año.

Elisa nació en Badajoz. Estudió Peritaje Mercantil en la Escuela Pericial de Comercio de Badajoz. En la actualidad es profesora de Gestión Administrativa en el I.E.S. San José de Villanueva de la Serena y su primera experiencia en el ámbito comercial fue la compra de la franquicia de Montepicaza en Don Benito. Una tienda que colabora bastante en diversos acontecimientos de promoción del deporte.

--¿Cómo surgió la idea en una profesora de montar una tienda de ropa?

 --Montepicaza está abierta desde septiembre de 2005. La idea surgió de forma casual por una llamada de Óscar, propietario de la marca, a mi marido. Quería información sobre el ambiente comercial de Don Benito y al mismo tiempo consejo sobre la conveniencia o no de abrir en dicha localidad. La respuesta fue favorable. Sólo quedaba buscar al franquiciado. Juan me  propuso serlo y accedí de buen agrado ya que la idea me encantó. El tipo de ropa me gusta, el riesgo me atrae y además nuestros hijos ya no estaban en casa. Se encontraban  fuera estudiando sus carreras universitarias.

--¿Cómo definiría el estilo de Montepicaza?

--Casual, urbano, elegante, favorecedor y lo mejor de todo es que no pasa de moda.

--También hay cierto toque deportivo en la ropa que venden ¿no?

--Sí,  sobre todo en las zapatillas deportivas y polos.

--¿Cuál es la prenda estrella en su tienda?

--Para caballero, las chaquetas y chalecos huskys. Para las señoras, además de las chaquetas y chalecos huskys,  las americanas.

-- ¿Qué diferencia a Montepicaza de otro tipo de marcas que tratan de buscar su mismo nicho de mercado?

--Considero que la competencia no desleal es buena porque el cliente tiene la opción de elegir lo que más le gusta y le conviene. Montepicaza ofrece un buen diseño, calidad en los tejidos y fabricación nacional.

--Supongo que tienen clientes de todas las edades ¿no es así?

--Sí, claro que sí.  Tenemos polos y camisas para niños y niñas desde los 4 años hasta colección de ropa y complementos para adultos y muy adultos

--¿Qué debe ofrecer una tienda para que el cliente se sienta satisfecho del servicio?

--Buena atención, sinceros consejos y confianza, amén de la calidad del artículo

--Me consta que le gusta mucho asesorar a su clientela…

--Jajajajaja!!! Me consta que me conoces……. Sí, es verdad, me gusta asesorar al cliente, atenderle, cuidarle y aconsejarle. Es fundamental que exista una buena relación personal. Da confianza.

--¿Qué ha supuesto para usted el reciente premio recibido por la Apyme, que les distingue como el mejor establecimiento de Don Benito?

--Una agradable sorpresa, inmensa satisfacción, y gran motivación para seguir adelante. Les estoy muy agradecida.

--¿Qué momento atraviesa el comercio tradicional dombenitense en la actualidad?

--Veo que el comercio en general, estamos atravesando   un momento algo complicado debido a factores como la incertidumbre política actual y los años de crisis que llevamos sufridos. A pesar de ello, Don Benito es una localidad  atractiva porque ofrece muchos servicios y nos estamos manteniendo no sólo por nuestros vecinos sino por toda la clientela que se desplaza desde distintos  pueblos  de la comarca

--Veo que le gusta colaborar en todo tipo de actos sociales, culturales y deportivos de la ciudad…

--Cierto. Considero muy importante el patrocinar este tipo de actos no sólo para publicitar la marca sino para que éstos puedan llevarse a cabo. El más importante para mí fue, a instancias de nuestro hijo Juan y organizado entre otras instituciones por empresas españolas emplazadas en Perú entre las que se encontraba la de Juan, una ayuda enviada a Lima (Perú) para que los Padres Jesuitas pudieran terminar la restauración de un Colegio con el fin de que los niños de unos barrios marginales pudieran tener acceso a la escolarización. Gracias a la ayuda de todos los que colaboramos, se llevó a cabo dicha restauración y los niños ya están escolarizados.

--¿Algún proyecto futuro a la vista?

--Continuar trabajando.