Isi Tena: un odontólogo bajo palos en el fútbol modesto

Isidoro Tena Acedo tiene 32 años y nació en Villanueva de la Serena. Es licenciado en Odontología, al tiempo que hizo el máster en implantología y máster en estética dental. Sin embargo, en los campos de fútbol Isi es conocido por ser el terror de los delanteros, al ser considerado uno de los mejores porteros de la Primera División Extremeña.

Isi Tena: un odontólogo bajo palos en el fútbol modesto

Tras tres temporadas en el Quintana, este pasado veranos fichó por el Campanario, después de desestimar ofertas de equipos de superior categoría, y bajo palos se encarga de tratar de mantener su portería a cero. Reflejos, agilidad, seguridad y dominio en el juego aéreo, son las cualidades que le han llevado a ser uno de los cancerberos más reconocidos y respetados de la categoría.

--¿Desde cuándo juega al fútbol?

--Juego al fútbol desde que tengo uso de razón. Terminé mis estudios de la licenciatura en 2008. Estuve posteriormente trabajando en otros centros odontológicos, al mismo tiempo que compaginaba con formación de postgrado, cursos... Hasta que en enero de 2011 abrí las puertas de mi clínica propia en Villanueva, Clínica Dental Isidoro Tena, en la calle Zurbarán 6, para seguir creciendo profesionalmente. Pero siempre traté de compaginarlo con el fútbol modesto.

--¿Siempre le gustó la posición de portero? ¿por qué le atrajo? ¿algún ídolo de pequeño o espejo en el que se mira en la actualidad? 

--En edades tempranas, siempre juegas un poco en todas las posiciones. Un profesor mío decía que tenía muy Isi Tena: un odontólogo bajo palos en el fútbol modestobuenas cualidades con el balón. Pero siendo pequeñito, con 7-8 años, me diagnosticaron asma de esfuerzo. Me costaba hacer grandes esfuerzos físicos. Seguramente, fue el motivo por el que me decanté por la posición de portero. Y, a día de hoy, no puedo estar más feliz bajo los tres palos. La posición de portero es especial, pasas mucho tiempo en tu mundo, solitario, pensativo, al mismo tiempo que haces de guardián y tienes que estar atento, audaz, concentrado… Siempre digo que es una posición para locos e inteligentes, jaja.

No tengo ningún ídolo, pero porteros como Buffon o Courtois, podrían ser el espejo sobre el que mirarse, por ejemplo.

--Antes de llegar al Quintana, ¿en qué equipos había jugado?

--En categorías inferiores jugué siempre en el antiguo Sport Villanueva. Posteriormente, comencé mis estudios de Odontología, y dejé el fútbol de lado. Siempre echabas tus pachangas en la facultad, pero ya nada a nivel competitivo. Volví en 2008, tras 5 años sin prácticamente hacer nada, y tras organizarme laboralmente me volvió a entrar el gusanillo del fútbol. Comencé de nuevo mi andadura en lo que era Primera Regional, en el Club Deportivo Torviscal. Estuve allí 3 años, dejé muy buenos amigos y fue una bonita etapa. Recordaré siempre a mi primer entrenador, Javi Jimeno, ahora mano derecha de Richi. Curiosamente, Richi, compañero mío en Torviscal como futbolista fue, posteriormente, mi entrenador en mi última etapa en Torviscal. Ahora ambos en Valdivia, y desde aquí, les deseo mucha suerte en su nuevo proyecto. Los siguientes tres años, jugué en el Club Deportivo Quintana, donde quizás cuajé mis mejores años como futbolista.  Y este verano fiché por el CF Campanario.

--¿Te ha dado muchas alegrías el fútbol modesto? ¿cuál es la mayor alegría que recuerdas sobre un terreno de juego?

--El fútbol modesto tiene una cosa muy bonita, y es que, juegas al fútbol de verdad. Juegas al fútbol sin condiciones, juegas para disfrutar, por supuesto, para competir, pero sobre todo para disfrutar. 

Qué mejor sensación que competir disfrutando. También hay momentos de sufrimiento, pero totalmente necesarios. Dicen que si no sufres no amas de verdad, el fútbol es eso.

Futbolísticamente mis mejores años han sido en Quintana de la Serena. Se creó el equipo senior tras años sin fútbol en categoría regional. El mismo año que se creó ascendimos de categoría a Preferente. Al siguiente año del ascenso, jugamos play off a Tercera División. Sin duda, estaré eternamente agradecido a Quintana de la Serena y al Club deportivo Quintana.

--Tengo entendido que esta temporada tuvo ofertas de superior categoría pero las rechazó ¿por qué motivo y por qué se decantó al final por el Campanario?

--El problema es que, como todo en esta vida, hay que priorizar. Está claro que me encanta el fútbol. Pero amo mi Isi Tena: un odontólogo bajo palos en el fútbol modestoprofesión. Por dedicación a mi clínica, no puedo sacar mucho más tiempo del que me gustaría. Y ya el jugar en categorías superiores, supone un gran esfuerzo y un compromiso que a día de hoy, no puedo cumplir.

De igual forma, el proyecto del Campanario me resultó interesante y me motivó para jugar allí. El míster, Diego Gallardo, antiguo entrenador mío en Quintana, iba a coger el mando del equipo. Y es un entrenador con muy buena proyección. Me gusta su forma de entender el fútbol, y en los últimos años había estado confiando en mí. No me costó decidirme.

--¿Ve al Campanario con mimbres para poder ascender?

--Hay que entender que este año el Campanario ha sufrido muchos cambios. Ha habido muchas bajas de jugadores de la localidad y tenemos un bloque prácticamente nuevo. Hay muy buenos jugadores. Pero ahora todo eso hay que readaptarlo y organizarlo para sacar un equipo competitivo. Sin duda, aunque no hemos empezado la temporada Isi Tena: un odontólogo bajo palos en el fútbol modestocomo a todos nos hubiera gustado, confío plenamente en que con trabajo y esfuerzo, podemos disfrutar mucho este año.

--Una de las claves en estas categorías es crear un equipo que sea una familia ¿no es así?

--Totalmente de acuerdo. La clave del éxito no es otra que disfrutar con lo que haces. Para eso, necesitas sentirte a gusto y como en casa. Qué mejor sensación que sentir que estás en familia...Siempre se ha dicho en estas categorías que no hay nada como "los terceros tiempos" tras finalizar un entrenamiento o después del partido del domingo, jajaja

--¿Es difícil compatibilizar su trabajo con el fútbol y los entrenamientos?

--No es fácil, pero en la vida todo es organizarse. Por mi trabajo, muchas veces estás organizado para ir a entrenar, y te surge una urgencia en la clínica a última hora de la tarde. Por supuesto, el míster sabe que mi prioridad son mis pacientes y que lo primero, es lo primero.

--¿Alguna similitud entre su trabajo de odontólogo y tu posición futbolística de portero?

--A parte de necesitar las manos para ambas cosas, hay muchas similitudes. La concentración, por ejemplo, es una de ellas, y es clave. Tanto en los noventa minutos en el terreno de juego, como en mi jornada laboral.

--¿Pasan algunos compañeros o rivales en el campo de fútbol por su clínica? ¿Se fían de usted?

--Pasan muchos. Está demostrado que una buena salud dental y bucal es clave para poder ejercitar bien un deporte y evitar lesiones.  Está claro que se fían de mí. Les salvo muchos domingos en el terreno de juego, y si lo extrapolan a mi consulta, están asegurados, jajaja…

--¿Recuerda algún partido en especial en el que estuvo sembrado y le amargó al equipo rival?

--Intento ser lo más regular posible. Hay partidos que salen mejor, y partidos que te vas a casa más pensativo. Es indudable que el portero "tiene prohibido cometer errores". Esa responsabilidad engancha. Intentaré que los próximos partidos sea cuando esté más sembrado, y poder empezar a ilusionar al pueblo de Campanario este año con el fútbol. El Campanario lleva unos años queriendo jugar fase de ascenso a Tercera. ¿Por qué no puede ser este año? 

--¿Le queda la espinita de no haber jugado al más alto nivel en el equipo de tu pueblo, el Villanovense?

--Sinceramente no. Como te decía es cuestión de priorizar en la vida. Mi prioridad era estudiar Odontología. Una vez que comienzas unos estudios fuera de tu ciudad, veo casi imposible compatibilizarlo con el fútbol más profesional.

--¿Por qué se caracteriza la Clínica Dental Isidoro Tena Acedo?

--Clínica Dental Isidoro Tena se caracteriza por ser un centro moderno, de vanguardia, un centro con la última tecnología y los últimos avances en odontología. Realizamos todas las especialidades dentales. Estamos en continua formación para dar lo mejor a nuestros pacientes. Sin duda, es el centro odontológico donde confiar su salud bucodental.